Idiomas de Reino Unido

Los idiomas británicos

El inglés no es la única lengua que se habla en el Reino Unido. Un segundo idioma de origen germánico, el escocés, se usa en Escocia e Irlanda del Norte. También hay tres lenguas de origen celta: el gaélico (también en zonas de Escocia e Irlanda del Norte), el galés (Gales) y el Córnico (Cornualles, extremo suroeste de Inglaterra).

No obstante, la lengua fundamental para moverse por Reino Unido es el inglés. Es importante dominarla para entrar en el mercado laboral británico. La competencia es dura, el inglés es la lengua de adopción, -es decir, no materna-, que cuenta con más hablantes en el mundo, y muchos de ellos acuden a Gran Bretaña en busca de empleo.

El inglés

La lengua inglesa pertenece al tronco germánico. Es por tanto una prima occidental del alemán, el neerlandés, el danés y muchas de las lenguas escandinavas.

Para su aprendizaje, al igual que ocurre con todos los idiomas, el inglés presenta facilidades y obstáculos.

Como facilidades, se cuenta su gramática. El inglés tiene escasa flexión gramatical; carece de distinción de género y sus conjugaciones verbales son tremendamente sencillas en comparación con las lenguas latinas.

En contraste con nuestras interminables tablas de conjugaciones (con indicativo, subjuntivo e imperativo y todas sus variantes)  los verbos ingleses sólo tienen una forma de presente, otra de pasado simple y un participio. No marcan variaciones de persona ni número, salvo para la tercera persona del singular.

Pero si la gramática es sencilla, atención a la pronunciación. Quien aprende inglés debe enfrentarse a dos idiomas distintos: el inglés hablado y el inglés escrito. Ambos tienen muy poco en común. Una misma letra puede pronunciarse de forma diferente según la palabra, sin que a menudo haya normas que lo expliquen, y por tanto las palabras suelen escapar a toda lógica en su escritura. Es por esto que en los países anglófonos los niños hacen competiciones de deletreo, mientras que en los países hispanos no existen.

La cosa se complica más todavía cuando contrastamos distintos dialectos del inglés. Los sonidos vocálicos pueden variar enormemente entre dialectos, haciendo incomprensible un dialecto para quien, procediendo de otra lengua, ya se ha acostumbrado a otro.

Pero no hay que desesperarse. Como ya hemos dicho, el inglés escrito es sencillo e intuitivo. Y el inglés hablado se aprende así, hablándolo, zambulléndose en el idioma. Por fortuna, no has de salir de tu país para practicarlo. Es seguro que encontrarás innumerables recursos para aprenderlo a la vuelta de la esquina, al menos es así en España. 

Un puñado de palabras:

Hola!: hello!

Buenos días: good morning

Buenas tardes: good afternoon / good evening

Buenas noches: good night

Hasta luego: see you             

Gracias: thank you          

Disculpe: excuse me  

Lo siento: I'm sorry

Me llamo...: my name is...