Vida en Alemania

El día a día en Alemania

El carácter alemán, su formalidad y seriedad, se esfuman a la hora de divertirse. Múltiples opciones de ocio componen, junto con su proverbial eficiencia y organización, el rico mosaico de la vida en Alemania. Aquí te hablamos de lo que puedes encontrarte y de algunas costumbres que conviene observar si quieres que los alemanes se formen la mejor imagen posible de ti y de tus orígenes.

Precios en Alemania

Como en todos los países, los precios en Alemania varían de un lugar a otro. Sin embargo, en su capital, Berlín, los precios son algo más baratos que en importantes centro económicos como Frankfurt, el corazón financiero de Alemania, o Munich, la capital de la región más rica y que crea más empleo en el país. Según nuestros cálculos, los precios en Alemania son un 124% más caros que en España; es decir, si los precios en España fueran 100, en Alemania serían 124.

 

Producto ciudad  Berlín  Frankfurt  Munich
Alquiler de un piso de 3 hab. en el centro   1125 €  1330 €  1700 €
Alquiler de un piso de 3 hab. fuera del centro  785 €  650 €  1200 €
Alquiler de un piso de 1 hab. fuera del centro  380 €  420 €  710 €
500 g. de pan  1,99 €  1,50 €  1,54 €
1 litro de leche  0,67 €  0,78 €  0,86 €
1 kg. de arroz  1,70 €  1,88 €  1,87 €
1 kg. de tomates  2,24 €  2,60 €  2,54 €
Un café capuccino  2,22 €  2,60 €  2,90 €
Un tercio de cerveza  3 €  3 €  3,50 €
Una comida en un restaurante medio  6 €  10 €  9 €
Pantalones Levis  80 €  90 €  80 €
Vestido de verano  35 €  40 €  60 €
Billete sencillo de transporte   2,55 €  2,60 €  2,50 €
Factura de la luz, agua, gas y recogida de basuras   165 €  238 €  190 €
Internet (ADSL, 6 mb.)   21,5 €  22,50 €  25 €
Un litro de gasolina   1,60 €  1,60 €  1,60 €

 

Aunque los precios sean más caros que en España (un 148% según nuestra encuesta) el salario medio asciende a 2825 € euros brutos al mes (frente a los 1875,9 de España, según el INE). No obstante, no existe un salario mínimo interprofesional, aunque el Gobierno se inclina por definir este límite entre 400 y 450 euros al mes.

Horario y Comidas

El régimen de comidas es diferente al de España.

  • Frühstuck (6-8 horas): El desayuno suele ser abundante y muy calórico, basado en salchichas, embutidos, huevo y queso. Suelen acompañar todo esto con     bröchten, una especie de panecillo. Acostumbran a untar el pan abierto en mantequilla o mermelada.
  • Zweites Frühstuck (9-10 horas): llamado de manera informal Gabelfrüstuck, incluye normalmente café, té o cacao, que puede ir acompañado de un bocadillo, embutido y o alguna bebida.
  • Mittagessen (12-14 horas): la comida principal, como en la mayoría de los países, presenta muy variadas formas. Es frecuente encontrar en él carne, y en especial el chucrut. También hay gran variedad de postres.
  • Jause (16-17 horas): café, té o cacao acompañados con dulces o pastelería
  • Abendbrot o Abendessen (19 horas): La cena es una comida esencialmente ligera, aunque los nuevos hábitos de trabajo están añadiéndole fuerza en detrimento del almuerzo. La cena consiste tradicionalmente en un par de bocadillos, aunque también en esto existe una gran variedad.

oktoberfest_0

Otras costumbres de Alemania

Los alemanes aprovechan las horas nocturnas para acudir a los grandes espectáculos. Los más conocidos son la Deutsche Oper Berlin (ópera alemana de Berlín), el Teatro Nacional de Munich y el Hamburgische.

En Alemania, como no, la cerveza es un tótem nacional, por supuesto también en la noche alemana. Los establecimientos para consumirla suelen ser los mismos donde se sirven cenas. Sin embargo, hay unos locales, los kneipen, destinados únicamente al consumo de bebidas.

En gastronomía, aparte de la impresionante variedad de salchichas y embutidos, son de obligada degustación los pretzel, el dulce más típico de Alemania.

En las grandes ciudades se puede disfrutar de una intensa vida nocturna. El jazz, el techno o el hip-hop son los grandes ambientes musicales.

Alemania es también un país de grandes festividades. Destacan los carnavales de Colonia, Bonn, Maguncia y Düsseldorf, y, como no, la famosísima Oktoberfest de Munich.

Es costumbre, en los aseos de caballeros, la presencia de carteles que instan a orinar sentado. Es una costumbre muy extendida entre los hombres miccionar de tal manera para evitar salpicaduras.